logo_superior
  • desarrollo rural

    Boletín especializado en Desarrollo Rural en Bolivia Más de 25.000 suscritos en diferentes categorías de interés

  • censos agropecuarios

    El censo agropecuario contabilizó 2.070.808 cabezas de llamas.Fuente INE

Fomento a la producción agropecuaria

Del: 04 Septiembre 2014

Jornadanet.com

El gobierno asignó Bs. 1.700 millones para promover la Agricultura Familiar Comunitaria (AFC) en Bolivia, para este año y la siguiente gestión, según el viceministro de Desarrollo Rural y Agropecuario, Víctor Hugo Vásquez, quien asistió al Primer Simposio Internacional de la Agricultura Familiar, realizado en la sede de gobierno. Explicó que más de mil millones de bolivianos se entregarán este año. El objetivo es incentivar la producción familiar canalizando ayuda con semillas certificadas, acceso a servicios básicos, créditos y recursos para infraestructura productiva, comercialización e industrialización.

El viceministro ofreció datos interesantes, afirmando que 729.120 pequeños agricultores del territorio nacional producen aproximadamente seis millones de toneladas de alimentos y el 100% se destina para el consumo interno. Según esos datos, el 30% se encuentra en Cochabamba, el 25% en La Paz, el 13% en territorio potosino y el resto en los demás departamentos. Esos datos son alentadores, pero entran en contradicción tanto con los informes del Instituto Nacional de Estadísticas (INE) como con informes del Instituto Boliviano de Comercio Exterior (IBC) y de los propios productores agropecuarios.

 

La Fundación Milenio, con datos del INE, afirma que la importación de alimentos a Bolivia, entre 2006 y 2013, se triplicó en valor, pasando de 217.9 millones de dólares a 655.3 millones de dólares. Una referencia que no debe dejarse pasar por alto, señala, está relacionada al valor per cápita de la importación de alimentos. "Considerando los informes poblacionales de los censos de 2001 y 2012 respectivamente, se puede concluir que en el 2006 se importaban un total de 24,1 dólares per cápita de alimentos, que fue evolucionando de manera creciente y sostenida hasta llegar aproximadamente a 66,2 dólares por persona".

 

Inclusive los productos que antes exportaba el país, han disminuido sensiblemente. Representantes de la Federación de Caficultores Exportadores de Bolivia informaron que en los últimos años la producción de café en el departamento de La Paz se ha reducido a una tercera parte. Hace diez años se exportaba alrededor de 150 mil sacos de café, tres veces más de los 50 mil sacos cosechados en la gestión pasada. Las causas para la disminución de la producción son muchas, y tienen que ver con un evidente éxodo del la gente del campo a las ciudades, los desastres naturales que afectaron las cosechas; inundaciones, deslizamientos, crecida de ríos, en algunas regiones y sequía en otras, que sin duda han perjudicado la producción. En Los Yungas, los campos de cultivos de frutas, café, yuca, hualusa y legumbres han sido sustituidos por coca.

 

Además de las importaciones tradicionales de harina y trigo, el país se ha visto en la necesidad de importar arroz, azúcar y varios otros productos. Los mercados están surtidos con de tomates de Chile y Perú, lo mismo que papa, fruta, cebolla, paltas, cereales y hasta locotos y ajíes.

 

El país necesita sentar las bases para lograr la seguridad alimentaria que hoy está en riesgo, y esto solamente será posible con políticas agropecuarias serias, responsables y realistas, que fomenten la producción nacional, tanto de la agricultura familiar que es vital, y sin descuidar la industria agropecuaria.

Suscríbete al Boletín